Saltar al contenido

Todo sobre el estante de madera

Si has pasado una divertida cuarentena en tu casa, te habrás dado cuenta de que hay muchos espacios y rincones de tu hogar que se pueden aprovechar para aumentar el espacio de almacenamiento. Y es aquí cuando los estantes de madera son tus mejores amigos. Son baratos, prácticos y bonitos. Te ayudan a organizar, categorizar, guardar y mantener la casa limpia. En este artículo contestamos todas tus preguntas sobre los estantes de madera. ¡Comencemos!

¿Cuánto cuesta un estante de madera?

Comentamos que los estantes de madera son baratos y prácticos. ¿Pero qué tan  asequibles resultan? Depende la calidad y tamaño que busques. Un organizador para sala, en promedio ronda los usd60. Son una opción económica ya que la estantería está construída de MDF, que no es exactamente madera en su estado natural sino un derivado de ella, construído a partir de superposición de láminas a presión. Resulta una opción asequible, práctica y liviana para tus organizadores. En lo posible, nunca escojas MDF con espesor inferior a 15mm. Lo interesante de estos muebles es que quedan muy bonitos con una mano de pintura de laqueado o bien forrados con alguna melamina vistosa y gruesa.

Estante de madera para pared

Aquellos estantes que combinan madera y metal, valen en promedio usd90. Son muy bonitos y modernos y te ayudan a aprovechar mucho espacio tanto en salas como en dormitorios. Cada repisa de madera suele esta diseñada en forma abierta, permitiendo que la luz atraviese los objetos guardados.Si los estantes de pared son lo tuyo, existen opciones muy bonitas y económicas que te permiten aprovechar espacio vertical. El precio promedio de los estantes de pared ronda los usd50. En este precio los encontrarás de MDF o melamina, ambas son opciones modernas para la vida cotidiana.

Finalmente, los estantes de madera flotantes o colgantes tienen un precio promedio de usd20. Aquí podrás optar por elegir entre repisa  de madera real, tal como el pino que es una madera blanda y que cobra hermosos colores cuando lo barnizas. Si quieres innovar, también puedes optar por estantes de madera para esquinas, lucen lujosos y frescos.

¿Cuánto pesa un estante de madera?

La opción más liviana para un estante de madera es el MDF. Un organizador de 5 estantes y 1.20 metros de alto pesa 21 kgs. Si estás pensando en estantes que mezclan madera y metal, si el metal es de chapa industrial o aluminio, incluso puede resultar más liviano que uno mueble de melamina o MDF. Por ejemplo, una estantería de 3 niveles y 1.11 metros de alto, pesa apenas 18 kilogramos.

Debes saber que los estantes flotantes o de pared resultan ser una opción muy liviana, el conjunto de repisas de madera oscilan entre 3 y 8 kilos, dependiendo del tipo de madera que escojas. Las maderas más pesadas son las llamadas macizas, por ejemplo roble, nogal, eucalipto, cedro.

¿Cómo hacer un estante de madera?

Te explicaremos como hacer un estante flotante de madera. Lo primero que debes elegir es el tipo de madera, entre los cuales te podemos recomendar pino como opción económica o cedro si dispones de mayor presupuesto.

En nuestro ejemplo utilizaremos pino.

 ¿Qué comprar?

Tablones de madera

1 Lija

  Soportes: dos soportes por tabla.

Tornillos para estante:  Por tabla, 4 tornillos de acero de xxmm para unir soportes con los tablones.

Tornillos para amurar:  Por tabla, 4 tornillos autorroscantes (medida estándard  1-¼) para amurar el soporte con la pared.

Agrega un remache de plástico roscante por cada tornillo comprado en el punto anterior. Aquí te dejamos un ejemplo.

Lámina para enchapado ó pintura (tener en cuenta pincel y aguarrás).

¿Qué herramientas precisarás?

  • Destornillador
  • Perforadora de pared (con broca).
  • Nivel (deseable pero no imprescindible).

Primer Paso: Dirígete a la maderera o hyper-mercado a comprar las . En ambos lugares te preguntarán el material, medida y te las cortarán. No es necesario que las perforen ya que tú mismo luego lo harás con el tornillo autorroscante.

TIP n°1: Piensa a qué altura colocarás los estantes. Procura que su altura mínima quede por lo menos a 2 centímetros por encima de tu cabeza.

TIP n°2: El tamaño de la tabla dependerá de lo que buscas. Habitualmente los estantes tienen entre 40 y 60 cms.

Pintura para madera

TIP n°3: Puedes barnizar la tabla antes de colocarla. Con 3 manos de barniz quedará estupenda. Juega con el color, tienes una variedad enorme de posibles tonos.

Si decides colocar melamina, es aconsejable que esperes a que esté colocada, así evitará dañarse.

Segundo Paso: Ve por los demás materiales. Si la tabla que has elegido es hasta 60 centímetros de largo, bastará con que compres 2 ménsulas por tabla. Si te excedes de ese largo, es recomendable que agregues 3 soportes en total.
TIP n°4: No es necesario que compres un soporte caro, todos los soportes de metal harán un excelente trabajo para tu estante hogareño.

Tercer Paso: Coloca la tabla en la pared simulando la posición de la repisa. Con ayuda de un lápiz haz marcas en la pared contorneando su parte inferior, de forma tal que te quede una línea recta trazada. Luego, toma las ménsulas y simula su colocación, apoyándolas en la pared justo hasta la línea que quedó dibujada. Estarás simulando una L, en donde un extremo tocará la pared y el otro quedará hacia arriba donde posteriormente colocarás la base de la tabla.

Busca cada extremo de la línea trazada y procura colocar cada soporte a unos 15 cms hacia dentro de cada lado. Cuando sostengas el soporte en el lugar correcto, nuevamente con ayuda del lápiz traza un punto dentro de cada agujero que dé sobre la pared.

TIP n°5: Si contaras con un nivel, podrías corroborar que la línea trazada en la pared haya quedado absolutamente recta.


Cuarto paso: Sosteniendo la perforadora de manera firme y recta, perfora la pared. Luego coloca los tornillos de plástico acanalados.

TIP n°6: Es importante que coloques los tornillos acanalados, ya que darán una mejor fijación.

Quinto paso: Vuelve a colocar la tabla sobre la línea recta y con ayuda del lápiz traza una línea por donde apoyará el soporte. Esto será en la cara inferior del estante.  Lo que buscas es identificar dónde deberás amurar el soporte en la tabla, de forma tal que una vez atornillado al estante, la nueva pieza quede totalmente perpendicular a los agujeros en la pared.

Sexto paso: Con la tabla apoyada en el piso, coloca el soporte sobre la cara de la tabla que quedará hacia abajo y atornilla los tornillos autorroscantes. Cuando la tabla tenga los dos soportes instalados lleva la pieza hacia la pared y atornilla el soporte en la pared.

¡Voilá! ¡Ya tienes tus estantes de maderas casero!

Has visto que en 6 sencillos pasos ya puedes tener tu propio estante de madera casero. Recuerda jugar con los colores de la madera, tamaños, e incluso tipos de soporte. Te dejamos algunos modelos para que los tengas de referencia y te sirvan de fuente de inspiración.